domingo, diciembre 10

Pinochet lo logra

Vuelvo del puente, de las vacaciones, del cachondeo, las tapas, y de los besos.
¿Y de que me entero en cuanto bajo del bus? De que Pinochet ha muerto.

"Lástima" pienso, "al final logró safarse".

Por lo menos la pifió el dia en que se celebran los derechos humanos, bonito regalo.

6 comentarios:

Merucu dijo...

Yo hasta que no le vea como el papa en un tabla y vestido de domingo no me lo creo; que si finge un infarto igual montan una dramatización.

No obstante claramente me ha dejado más afectado lo de Lauren Postigo. Ese hombre que se parecía a Robert Redford y que compuso ese hit de los 70, "Ramona, te quiero"

Tondo Rotondo dijo...

Al infierno con Pinochet! Adéu!

byGui dijo...

Solo puede quedar uno.

denke dijo...

"logro safarse"

pero al menos tuvo q pasar por viejo chocho y demente antes de morir...

Miriam (flxt) dijo...

Fue el dia de los derechos de los animales, haciendo que sea una situación aún más graciosa.

beachines dijo...

Los canallas viven mucho, pero algún día se mueren

Obituario con hurras
Vamos a festejarlo
vengan todos los inocentes
los damnificados
los que gritan de noche
los que sueñan de día
los que sufren el cuerpo
los que alojan fantasmas
los que pisan descalzos
los que blasfeman y arden
los pobres congelados
los que quieren a alguien
los que nunca se olvidan
vamos a festejarlo
vengan todos
el crápula se ha muerto
se acabó el alma negra
el ladrón el cochino
se acabó para siempre
hurra
que vengan todos
vamos a festejarlo
a no decir la muerte siempre lo borra todo
todo lo purifica
cualquier día la muerte no borra nada
quedan siempre las cicatrices
hurra
murió el cretino
vamos a festejarlo
a no llorar de vicio
que lloren sus iguales
y se traguen sus lágrimas
se acabó el monstruo prócer
se acabó para siempre
vamos a festejarlo
a no ponernos tibios
a no creer que éste es un muerto cualquiera
vamos a festejarlo
a no volvernos flojos
a no olvidar que éste
es un muerto de mierda.


No lo digo yo, lo dijo Benedetti, el 10 de diciembre.

Yo también pensaba que era una lástima que se hubiera muerto en libertad, pero mis amigos chilenos, que estuvieron en la carcel durante años y fueron torturados y después exiliados a Bélgica por el gobierno chileno democrático, están contentos, así que si ellos, que lo sufrieron de verdad, de la que duele, lo festejan, yo con ellos...

un abrazo a todos, qué viva la revolución y la república, y que los malos se mueran lenta y dolorosamente.